Portal de Tutoriales y Descargas de Programas para PC - Diseño web y más

Los fallos que debes evitar en las cuentas de redes sociales de una pyme

webmaster
Califica nuestro post

twitter-logo-dedo--644x362

 

La gestión no debe caer en manos de cualquier persona

Las redes sociales se han convertido en un auténtico desafío para las pequeñas y medianas empresas. De hecho, más de la mitad ya utilizan alguna, según el Segundo Observatorio sobre el Uso de las Redes Sociales en las Pymes españolas. Pese a ello, muchas no saben cómo actuar. Conocer los errores más comunes de las pymes en las redes sociales puede ayudar a diseñar una estrategia adecuada. Estas son las acciones que hay que evitar:

Carecer de un plan y de una imagen completa

No hay que estar en las redes sociales por estar, ni de cualquier manera. Antes de nada es necesario establecer los objetivos que persigue la pyme, alinearlos con la estrategia empresarial global y establecer las herramientas que usará para ello. A partir de ahí hay que crear una personalidad atractiva para empezar a trabajar, sin olvidarse de que es igual de importante tener un diseño bonito que un perfil completo para dar una buena imagen.

Dejar las redes sociales en manos de cualquiera

Como en cualquier otro ámbito de la pyme, es necesario destinar un presupuesto para contratar a un profesional o a una agencia especialista en community management, o para acciones de publicidad. No todo lo puede hacer un becario. Por ello, es preferible que la pyme determine el dinero que tiene para este fin antes de embarcarse en el uso de las redes sociales.

Hablar por hablar y cerrarse a conversar

Uno de los mayores errores de las pymes en las redes sociales es emplearlas como mero escaparate de sus productos o como sistema de autopromoción. Los internautas buscan valor y el contenido debe ser primordial.

Al tratarse de canales bidireccionales, también es muy importante contestar a los comentarios de los usuarios, tanto a sus felicitaciones, como a sus quejas o preguntas. De este modo, se evitará proyectar una imagen negativa y se podrá conocer más a fondo a los clientes. Las redes sociales constituyen una valiosa herramienta para conocer el mercado.

Al igual que contar cosas sin importancia y avasallar al usuario es un error, permanecer mucho tiempo en silencio también es un desacierto, ya que provoca en el usuario una sensación de lejanía por parte de la pyme. La clave: una actualización regular y valiosa.

Publicar contenidos contradictorios o dejarse llevar por la emoción

Cuando varias personas ser encargan de la gestión de las redes sociales se puede caer en el error de dar informaciones contradictorias, que restarán credibilidad a la pyme. También hay que evitar respuestas espontáneas ante las críticas.

Emplear todas las redes igual y usar mensajes tipo

Cada canal de comunicación es único y debe saber adaptar sus mensajes. Por ello, es preferible estar en menos redes sociales y hacerlo bien, que comunicar lo mismo en todos ellos. Además, la presencia online se tendrá que determinar en función del personal que se tenga para ello. Los usuarios quieren un trato personalizado y sentir que realmente hablan con la empresa. Por ello, otro fallo de las pymes en las redes sociales es el de emplear respuestas tipo, similares a las que daría una máquina.

Medir cosas irrelevantes

Es importante escuchar y saber de qué se está hablando y quién está hablando para valorar si las acciones funcionan. De nada sirve medir el número de fans. Su cifra es irrelevante si estos no interactúan.

Negar los fallos

Reconocer las equivocaciones ayudará a establecer una relación de igual a igual con los clientes y ofrecerá mayor cercanía. Una actitud de soberbia puede generar más críticas y la pérdida de seguidores. Y es que parece que, tanto en el mundo real como en el online, rectificar es de sabios.

Fuente: abc


Translate »
Cargando…