Portal de Tutoriales y Descargas de Programas para PC - Diseño web y más

Telegram se beneficia de la caída de WhatsApp y gana 1,8 millones de usuarios en tan solo un día

webmaster
Califica nuestro post

A río revuelto, ganacia de pescadores. Después de que este sábado se produjera una caída de unas cuatro horas en el servicio de WhatsApp, la aplicación móvil de mensajería instantánea más popular del mundo, una de sus principales y más recientes alternativas, Telegram, se vio desbordada por la cantidad de nuevos usuarios que, ante la imposibilidad de usar WhatsApp, iban en búsqueda de un nuevo sistema para enviar y recibir mensajes.

La propia compañía confirmaba, a través de sus cuentas oficiales de Twitter (en español e inglés), que este sábado se habían producido más de 1,8 millones de nuevas altas. Tanto fue así que tuvieron que anunciar una ampliación de sus servidores para poder hacer frente a la demanda de nuevos usuarios.

Pero no sólo la caída del servicio de WhatsApp fue uno de los detonantes del ‘boom’ de Telegram. El anuncio oficial de la compra de WhatsApp por la parte de Facebook por un montante de 13.800 millones de euros ha despertado también la desconfianza de los expertos en la operación, que auguran una nueva burbuja de Internet. Además, la transacción ha despertado un torrente de rumores acerca de las verdaderas intenciones de la red social creada por Mark Zuckerberg.

Los principales argumentos de Telegram, que por el momento ofrece sus servicios en inglés, español y árabe, son su gratuidad, su seguridad y su privacidad. Sobre el hecho de ser gratis, los propios creadores dicen que “Telegram no es un proyecto comercial. No existe la intención de vender anuncios, obtener ganancias o aceptar inversiones externas”, tal y como reza su web, en la que también se definen como un proyecto “sin ánimo de lucro”.

Acerca de la seguridad y la privacidad, Telegram asegura que “A diferencia de Whatsapp, Telegram está basada en la nube y está fuertemente cifrada”. De hecho, uno de sus puntos fuertes es la posibilidad de crear ‘chats secretos’, que no se almacenan en la nube y que usan un cifrado entre móviles y sólo el emisor y receptor pueden leerlos, hasta el punto que ni siquiera Telegram los puede descodificar. Además, ofrece la posibilidad de autodestruir los mensajes después de ser leídos por el receptor sin dejar rastro.

Por otro lado, Telegram ofrece su protocolo, API y código fuente en su página web para que cualquier desarrollador pueda consultarlo. Otros argumentos de Telegram son que pueden crear grupos de hasta 200 miembros y que soporta todo tipo de archivos y con más capacidad.

Fuente


Translate »
Cargando…